Exposición Regional Gallega

La Exposición Regional Gallega la inaugura Alfonso XIII el 24 de julio del Año Santo de 1909, en Santiago de Compostela. Tuvo lugar en el Paseo de la Alameda, San Clemente y el espacio que hoy ocupa el Campus Sur.

Esta exposición tendrá grandes consecuencias para la economía, como para la industria, para el comercio local y el urbanismo de la ciudad. Acogió a cerca de 600 expositores y vendió más de 53.000 entradas (el doble de la población de Santiago en esas fechas), por lo que se van a habilitar residencias de estudiantes para acoger a los visitantes.

Los pabellones más destacados de esta Exposición Regional Gallega fueron:

Pabellón Central. Obra de Antonio Flórez. Albergaba las secciones de Bellas Artes, Ciencia, y el Salón de Fiestas.

Pabellón del Centro Gallego de la Habana. Es una reproducción a pequeña escala del edificio de Cuba.

Pabellón de Industrias. Unos 2000 m2 donde estaban unos 600 expositores. A finales del 1909 está en estado ruinoso tras el paso de un temporal en diciembre.

Pabellón del Ministerio de Fomento. Acoge la exposición itinerante, expuesta anteriormente en Madrid (1907) y Zaragoza (1908). Se derrumba a los 4 días de la inauguración.

Pabellón de Recreo Artístico e Industrial. Es obra de Antonio Palacios. Es el único pabellón que se conserva en la actualidad. Fue diseñado para ejercer de café, restaurante y salón de baile.

Escrito por

Mónica Grille

Licenciada en Historia.
Guía de Turismo Habilitada por la Xunta de Galicia